Sumergidos

¿quien, caminando por la ciudad, no se ha sentido asfixiado bajo invisibles lonas?